fbpx
miércoles, febrero 28, 2024
Nacional

Presidente llama al uso racional del agua; si por la codicia se quiere destruir la naturaleza, vamos a poner orden


• Primer mandatario encabeza presentación de acciones de rescate y
recuperación de agua en Cuatro Ciénegas; gobierno federal recupera 16%
de hectáreas de humedal
Cuatro Ciénegas, Coahuila, domingo 28 de marzo, 2021.- “El Estado tiene que jugar un papel
en la planeación para ordenar el desarrollo”, afirmó el presidente Andrés Manuel López
Obrador al recordar que el agua es un derecho de todos y resulta necesario persuadir para
conservarla y darle manejo racional.
Desde el área protegida de flora y fauna de Cuatro Ciénegas, el primer mandatario
encabezó el reporte de avances en el rescate de humedales. Destacó que el modelo
neoliberal ha demostrado su fracaso porque destruye la naturaleza y genera confrontación
y desigualdad, por lo que llamó a cuidar el medio ambiente y producir sin destruir,
pensando cómo vamos a entregar el país a las futuras generaciones.
Reiteró que es necesario hacer consciencia de que ya no es posible el crecimiento en el
norte del país a costa del uso excesivo del agua, por lo que celebró y alentó a continuar el
acuerdo entre productores, empresarios y los tres órdenes de gobierno para establecer
límites y recuperar los humedales de la región:
“Vamos nosotros a apoyar con este propósito y con la idea de no prohibir, prohibido prohibir,
pero todo tiene un límite. Si se quiere arrasar y destruir la naturaleza nada más por la codicia,
pues vamos a poner orden y vamos a tomar decisiones, porque el pueblo y la vida, la salud,
es lo primero.”
Desde el lugar de nacimiento de Venustiano Carranza, cuyo abuelo refugió a Mariano
Escobedo durante la invasión francesa, el presidente López Obrador resaltó que a todos
conviene una separación entre el poder económico y el poder político porque el gobierno
no debe estar al servicio de una minoría, como ocurrió anteriormente en Conagua.
La secretaria de Medio Ambiente y Recursos Naturales, María Luisa Albores González, señaló
que México cuenta con 182 áreas naturales protegidas (ANP) y que las instituciones del
sector ambiental trabajan para hacer efectivo el derecho humano al agua, así como un
ambiente sano, por lo que se atiende el mandato de poner fin a los privilegios y la

“Desde hace más de 17 años, la avaricia de las industrias se ha alimentado de la necesidad
de los ejidatarios, cuyos derechos de agua han sido sobreexplotados, poniendo en riesgo a
Cuatro Ciénegas y a sus invaluables riquezas naturales.”
En ese sentido, informó que el gobierno federal trabaja para conciliar la conservación
ecológica con las necesidades agrícolas a partir de modelos productivos que favorezcan a
las comunidades de la región, quienes son guardianas del territorio.
La directora general de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Blanca Jiménez Cisneros,
señaló que la recuperación de Cuatro Ciénegas implica acciones de ordenamiento
territorial, manejo ambiental, manejo del agua y desarrollo económico, pero especialmente
supone la suma de voluntades de todos los sectores, tomando en cuenta que la región es
hogar de muchas familias, tierras de cultivo y un sitio de desarrollo turístico.
Informó que se han modificado canales de riego y se han instalado sistemas de monitoreo,
además de acciones de tecnificación de riego y construcción de infraestructura hidráulica
para el uso más eficiente del agua.
Agregó que, gracias a la participación de agricultores, organizaciones y los tres órdenes de
gobierno se ha incrementado en 16 por ciento las hectáreas de humedal, al pasar de 250 al
inicio de la administración, a 291 hectáreas.
El presidente López Obrador también estuvo acompañado por el gobernador de Coahuila,
Miguel Ángel Riquelme Solís; el titular de la Comisión Nacional de Áreas Naturales
Protegidas (Conanp), Roberto Aviña Carlín; y la presidenta municipal de Cuatro Ciénegas,
Yolanda Cantú Moncada.
Rescate y recuperación de agua para Cuatro Ciénegas
• El Valle de Cuatro Ciénegas es el humedal más relevante del desierto chihuahuense.
Desde 1994 es área natural protegida (ANP) con superficie superior a 84 mil hectáreas.
Tiene más de 250 pozas entre manantiales, ciénegas y humedales.
• Sin embargo, actividades económicas no reguladas, el desarrollo de asentamientos
humanos y la sobreexplotación de sus humedales provocaron la disminución de sus
niveles de agua, impactando flora y fauna endémicas. La agricultura y el turismo
desordenado son las actividades que han generado mayor impacto.
• En esta administración federal, Conagua y Conanp han recuperado más de 40
hectáreas de humedales. En 2019 eran únicamente 250 hectáreas; con la recuperación
se incrementó en más del 16 por ciento.
• Conagua impulsa el uso más sustentable del agua; acciones de tecnificación de riego y
la construcción de infraestructura hidráulica.
• Conanp ha trabajado en restauración de humedales y control de especies invasoras,
sustitución de cultivos de alta demanda de agua y acciones de cultura ambiental.
• Tan sólo en la poza ‘La Becerra’, se desvió ya el canal a cielo abierto hacia el
río Garabatal y se recuperaron 50 l/s, así como 12 hectáreas de humedal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar