fbpx
sábado, abril 13, 2024
Nacional

Claudia Sheinbaum inicia su campaña presidencial y llama a que siga la transformación

Arropada por miles de sus simpatizantes reunidos en el Zócalo de la Ciudad de México, la candidata presidencial de la coalición integrada por Morena, PT y PVEM, inició formalmente su campaña con miras a la Presidencia de la República.

La candidata morenista, Claudia Sheinbaum Pardo dio inicio a su campaña electoral, en el Zócalo de la Ciudad de México, para buscar convertirse en la primera presidenta de la historia del país

El sol se alzaba sobre la Plaza de la Constitución, tiñendo bandera de los partidos políticos de la coalición Sigamos Haciendo Historia (Morena, PT y PVEM) y de algunos sindicatos u organizaciones de El bullicio de la multitud, de cerca de 170,000 personas, seguidores de Claudia Sheinbaum, qué se congregaron frente a la plancha capitalina, algunos desde horas antes del comienzo pactado a las 16:00 horas, armados con pancartas de apoyo, peluches, playeras con mensajes e incluso casas de campaña, se dieron cita para presenciar el inicio de su campaña presidencial.

Sin embargo, tal vez por el retraso inicial de alrededor de 30 minutos, debido a que la candidata decidió saludar a la multitud qué se congregó, o por la energía demandada por el sol capitalino, los ánimos fueron menguando al punto que, durante el discurso, de alrededor de 70 minutos, de la exjefa capitalina, parecían expectantes y reflexivos a los 100 compromisos que Sheinbaum Pardo se comprometió a cumplir si logra el triunfo en las elecciones de este año.

Tras los saludos iniciales, y subir al templete, Claudia Sheinbaum tomó el escenario, para solicitar paciencia a los asistentes mientras delineaba esta centena de compromisos de campaña.

Durante su tiempo en el templete, en el que la candidata del oficialismo delineó un posible futuro gobierno con equilibrio político y económico, con austeridad republicana, que se encuentre al margen de influencias externas y que trabaje en pro del bienestar de la nación, la multitud permanecía, en gran medida, callada, reflexiva y sin grandes sobresaltos o arengas.

Sheinbaum preguntó en más de una ocasión si la audiencia estaba fatigada, con el objetivo de inyectar algo de energía en su discurso. Esto al tiempo de que seguía con la lectura de sus propuestas; entre las que destacan el dar continuidad al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, y a las iniciativas presentadas por el mandatario como el apoyo a la reforma electoral, que los miembros del Poder Judicial sean elegidos mediante sufragio, o continuar y consolidar la refinería de Dos Bocas.

Sin embargo, entre los momentos en que el público pareció recobrar energías y arengar a la exjefa de Gobierno de la Ciudad de México, destacaron cuando mencionó su intención de no subir impuestos, evitar gasolinazos, mantener y aumentar los programas del bienestar, o incluso, cuando aseguró que buscaría la puesta en órbita de un satélite mexicano para mejorar las comunicaciones.

Vamos a seguir y avanzar con la transformación, es un compromiso con el bienestar de las mexicanas y los mexicanos. La Cuarta Transformación es construir patria. Es garantizar el porvenir de las actuales y de las futuras generaciones», señaló Sheinbaum Pardo.

Otro momento similar, fue cuando, al hablar sobre la mencionada reforma al Poder Judicial, los simpatizantes del movimiento que comenzó López Obrador, en 2018, arengaron durante algunos minutos con el grito de «Fuera Piña», en clara referencia a la persona que hoy preside la Suprema Corte de Justicia de la Nación y que ha tenido algunos desencuentros con el actual jefe de Estado.

«El Poder Judicial tiene la responsabilidad de construir la paz y un verdadero Estado de derecho que deje de proteger intereses de una minoría y tutele verdaderamente los derechos humanos establecidos en la Constitución, así como el interés supremo del pueblo y de la nación. Por ello apoyamos la medida de que los jueces, magistrados y ministros del Poder Judicial sean electos por el pueblo de México», criticó la qué busca ser la primera presidenta de la República mexicana en más de 200 años como nación independiente.

Fue al final del discurso, al evocar al presidente saliente y prometer cuidar su legado, cuando Sheinbaum logró arrancar una intensa respuesta emocional de la multitud. Los cánticos de «¡Presidenta, presidenta!» resonaron en el aire, revitalizando momentáneamente el ambiente.

Con el cierre de su discurso, Claudia Sheinbaum fue despedida por sus simpatizantes entre aplausos y vítores.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar