fbpx
martes, febrero 27, 2024
Nacionalsalud

Los casos de rabia en México tendrían su origen en las deficiencias de vacunación a mascotas

En los últimos meses se han registrado al menos cuatro casos de esta enfermedad que puede ser

Los casos de rabia que se han originado en diversos estados de la República Mexicana podrían estar relacionados con deficiencias en la vacunación a favor de los animales domésticos, así lo asegura el doctor Francisco Moreno, Premio Nacional de Salud 2020, en entrevista con Sergio Sarmiento y Lupita Juárez

Un caso en Nayarit, dos más en Oaxaca y uno más en Sonora  son los que mencionó el especialista a través de la señal de radio de El Heraldo Media Group para hacer énfasis en la aparición de nuevos contagios de este mal que se consideraba erradicado en el país desde hace décadas. 

Destacó que algunas de las transmisiones de la también llamada hidrofobia se han dado por ataques de mascotas en contra de seres humanos, por lo que podría inferirse que el problema deriva de la falta de protección para perros, gatos y otros mamíferos que conviven con la gente a diario. 

Durante años la vacunación ha sido vital para impedir el paso de esta enfermedad.

Una enfermedad que se niega a desaparecer

Recordó que México fue uno de los países que logró prácticamente erradicar esta enfermedad; sin embargo, resaltó que los datos oficiales más reciente que hay en torno a una campaña de inmunización animal a nivel federal datan de 2015.

«Sabemos que la rabia es una enfermedad letal», dijo. 

Las personas que sean arañadas o mordidas por un animal que no conoce deben hacer una revisión de las condiciones de este, si muere en menos de 10 días, es indispensable recibir un tratamiento en contra de este mal. 

Indicó que hay fármacos para poder proteger a la población, pero lo que no se ha visto es la implementación de caravanas de especialistas que acudan de casa en casa a aplicar el fármaco a las mascotas. 

«Todas las vacunas en este país han venido en disminución en esta administración», dijo. 

Sonora inicia el año con un cerco epidémico

Un zorro habría infectado al perro que atacó a su dueño. FOTO: Especial. 

El pasado 4 de enero una mujer fue mordida por su propio perro, quien resultó haberse contagiado de la enfermedad. De acuerdo con las autoridades, el animal habría sido atacado por un animal silvestre unos días. antes. Este ataque se llevó a cabo en la Bahía de Kino, en la entidad norteña. 

Después de que se confirmó la transmisión del virus, tanto la víctima como ocho integrantes más de su familia recibieron el esquema de profilaxis para impedir el avance de esta condición, ya que todos pudieron haber tenido contacto con la saliva del animal. Todos están bajo vigilancia médica para determinar si desarrollan síntomas.

Además de esto, se realizó un seguimiento en la zona para hallar algún posible brote de hidrofobia entre otras mascotas, pero no hubo evidencia de que esto haya ocurrido.

Hasta el momento, las autoridades locales han inyectado a mil 815 mascotas e invitan a la gente a que acuda a las campañas de vacunación que se dan en la entidad para evitar cualquier riesgo. 

Nayarit confirmó el primer contagio de 2023

No se sabe la manera en la que el gato se infectó, pero las autoridades atendieron a la mujer. FOTO: Archivo. 

Una mujer de 29 años de edad fue contagiada de rabia por su gato, quien la atacó en su domicilio, ubicado en CompostelaNayarit. El diagnóstico fue realizado por el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE), quien realizó una prueba hace unos días. 

El pronóstico de la mujer fue reservado, pero las autoridades locales aseguraron que ya se encontraba estable y recibiendo el tratamiento necesario. 

«En México, este correspondería al primer caso de rabia humana transmitido por gato doméstico posiblemente asociado a fauna silvestre y diagnosticado antemortem”, dice un extracto del boletín enviado por las autoridades locales. 

Además de esto, la familia de la mujer fue sometida a un cerco epidemiológico desde noviembre, por lo que el ataque podría haberse llevado a cabo a finales del año pasado, pero no se oficializó el contagio sino hasta inicios del año. 

Dos niños protagonizaron una tragedia en Oaxaca

Tras un análisis en la corteza cerebral de uno de los menores se determinó que era portador del virus. FOTO: Archivo. 

Durante los últimos días de diciembre e inicios de enero, una familia oaxaqueña vivió una tragedia relacionada con el ataque de un muerciélago que mordió a tres niños en una habitación. Dos de ellos resultaron portadores del virus; sin embargo, esto no se supo sino hasta que uno de ellos, de siete años de edad murió. 

Su hermana, de ocho años, compartió el mismo destino a inicios del año. La más pequeña de los tres no desarrolló síntomas de este mal. Las autoridades investigan si hubo una negligencia en el caso, debido a que la madre de los niños los llevó casi de inmediato a recibir atención clínica, pero fue regresada a casa con los menores y antibióticos. 

Pese al tratamiento con profilaxis en los dos casos, ninguno de los dos pudo salvarse. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar